Buddha Bowl: Guía Completa del plato de moda

Buddha Bowl: Guía Completa del plato de moda
5 (100%) 3 Valórame aquí

¿Te gustaría conocer un plato saludable, económico, estético e increíblemente apetitoso? Si la respuesta es afirmativa este es tu post.

Hoy te queremos hablar de los Buddha Bowls (o Buda Bol en castellano). Te explicaremos cómo preparar un Buddha Bowl, sus beneficios y su historia.

Ejmplo de Buddha Bowl | Santiago de compostela

En Cocina María apostamos desde el principio por la comida saludable. Todos mis platos para llevar están elaborados bajo los siguientes principios: una buena materia prima, armonía con la naturaleza, gastronomía multicultural y equilibro entre calidad y nutrición. El Budda Bowl aúna cada uno de estos principios.

Pero empecemos por el principio…

El origen del Buddha Bowl

Hay varias teorías sobre su origen, pero dos son las más extendidas.

Una teoría relaciona el origen de Buddha Bowl con la dieta de los monjes budistas, basada en los alimentos que la gente que les visitaba les donaba (de ahí su variedad de ingredientes).

Otra teoría proviene de Dan Zigmond, un sacerdote zen y autor de la dieta de Buda, que revela una posible historia de origen para este plato.

Parte de esta historia sería esta:

“Buda se despertaba antes del amanecer cada mañana y llevaba su tazón por los caminos o caminos dondequiera que se alojaba. La gente local colocaba la comida en el tazón como una donación, y al final comía todo lo que le habían dado “.

También hay gente que le atribuye su origen al parecido del bol con la barriga de Buda.

Para mi tienen más encanto las 2 primeras teorías J .

Algunos lo atribuyen a la apariencia del bol, similar a la barriga de Buda.

¿Qué es el bol de Buda o Budda Bowl?

El Buddha Bowl es un plato vegetariano lleno de colorido, compuesto de granos enteros, proteínas y verduras. Un plato muy saludable, con gran cantidad de ingredientes presentados de manera atractiva y que proporciona una comida sana y equilibrada.

Como he comentado, es un plato que consiste en arroz o granos enteros, verduras asadas, un aderezo y proteínas (tofu, lentejas, o en algunos casos carne o pescado). Se considera alimentación “limpia” e incorpora principios de la medicina china y japonesa.

Un plato ideal para vegetarianos y popular entre los veganos, que ayuda a cuidar tu organismo y de reducir el riesgo de enfermedades crónicas.

Cómo preparar un Buddha Bowl

El bol de Buda es un plato muy versátil y admite prácticamente cualquier ingrediente. Se podría decir que es una especie de plato combinado, pero mucho más equilibrado y saludable.

Lo diferencial de este plato es que se trata de colocar los ingredientes en un bol o tazón, uno al lado del otro y sin mezclarlos.

Se suele comenzar por añadir las hojas verdes en el fondo del bol. A continuación, añades el aliño a la base, por ejemplo, con una vinagreta.

Es un plato divertido, que te permite jugar combinando colores, sabores y texturas. La variedad solo dependerá de nuestra imaginación y de tu despensa.

Pero antes de ponerte a “diseñar” tu bol tienes que pensar los ingredientes a utilizar o que tienes disponibles.

Así que antes de nada hay que elegir un ingrediente de cada uno de estos grupos:

– Hidratos de carbono: patata, boniato, arroz, quinoa, cuscús, trigo sarraceno,etc.

– Proteína vegetal: legumbres, tofu, frutos secos, semillas, etc.

– Grasas saludables: el aguacate, los frutos secos, las semillas, etc.

– Hojas verdes (espinaca, col kale, canónigo, etc.).

Cocina María | Buddha Bowl por encargo.

Existen infinidad de recetas en internet (si quieres obtener ideas para hacer un Buddha bowl o buscar inspiración, te sugiero que cotillees en Instagram utilizando el hashtag #BuddhaBowl) pero el Bol de Buda es un plato pensado para la improvisación. Su creación se basa en los alimentos que tienes a mano y la combinación de los ingredientes que más te gustan.

Consejos para hacer un Buddha Bowl

Ahora que ya conoces un poco mejor este plato, te voy a dar alguno de los consejos y trucos que utilizo para hacer mis Buddha Bowls.

  1. Comienza primero con los granos

Puedes utilizar arroz integral cocido, quínoa, cebada o bulgur. Todos ellos se consideran granos integrales y te brindarán más beneficios para la salud que los granos procesados. Cocina María, por suerte está situada en el Mercado de Abastos de Santiago de Compostela y el acceso a productos naturales, ecológicos y sin procesas lo tengo más fácil, pero seguro que en tu ciudad o pueblo también los tendrás a mano.

  1. Agrega las verduras a tu bol

Utiliza vegetales cocidos y échales aceite y especias. Te recomiendo que uses verduras de temporada.

Elige verduras de diferentes colores y texturas. Te ayudarán a hacer tu plato más bonito y nutritivo 😉 .

  1. No te olvides de las proteínas.

Cubre el bol o tazón con garbanzos, tofu, pescado o pollo cocido en rodajas, lo que más se adapte a tu gusto.

  1. Espolvorea tu Bol de Buda con semillas.

“Ducha” tu bol con semillas de sésamo, pepitas o chía. Es la oportunidad perfecta para usar un poco de esto y un poco de eso así que, si tienes sobras en la despensa, ¡a duchar tu plato con ellas!

Un truco que suelo utilizar es el de tostar ligeramente las semillas en una sartén. Con ello consigues agregar más “profundidad” de sabor al plato.

Prueba Sugerencia de cocina: tostar las semillas en una sartén agrega profundidad de sabor.

  1. Improvisa.

Como te he dicho el Buddha Bowl es un plato muy abierto, en el que puedes dar rienda suelta a tu imaginación. Así que, no te cortes a la hora de añadir ingredientes extra. No hay reglas, si te apetece añadirle unas rodajitas de aguacate o trocear un huevo hervido, hazlo 😉 .

¿Qué incluye el Buddha Bowl ideal?

Cocina María | Comida por encargo en Santiago de Compostela | Bol de buda

25% de hojas verdes: Aquí puedes incluir todas las variedades de lechugas y brotes verdes, espinacas baby, acelgas,…

5% de topping: Germinados, semillas (pipas de calabaza, de girasol, sésamo, amapola,…), frutos rojos,…

20% de cereales: Pasta, arroz, maiz, quinoa, cuscús, pan,… (y sin son integrales mejor que mejor).

25% de proteínas: Pueden ser vegetales (como legumbres) o animales (pescado, carne o huevo).

25% verduras: Brócoli, cebolla, tomate, cebolla, aguacate,…

Cómo presentar un Buddha Bowl

Una de las cosas que más me gustan de este plato es su presentación. Es una comida que ya te entra por los ojos, así que la forma en que se presenta es muy importante. Los diferentes ingredientes que decidas integrar en tu bol deben tener su espacio concreto dentro de él.

Empezaremos por crear una base de hojas verdes, será la “cama” sobre la que reposen el resto de ingredientes.

Una vez hecha la “cama” de hojas vamos dibujando una rueda con los distintos ingredientes, para terminar con los toppings y la salsa o aderezo que hayas elegido.

Consejo: Lo ideal es que todo ya esté cortado, de manera que puedas comerlo solo con el tenedor.

Acuérdate de jugar con los colores, formas y texturas de los ingredientes de tu bol.

Ahora que ya conoces este sencillo plato ¿te animarás a crear tu propio Bol de Buda? ¡Espero que sí!

Ya ves que se trata de una comida muy completa, nutritiva y saciante. Un menú perfecto para cualquier época del año, en el que puedes utilizar verduras de temporada, y que te ayudará a tener buena salud mediante una una dieta saludable.

Cocina María apuesta por un menú que te ayuden a llevar un estilo de vida saludable, lleno de platos deliciosos y de hábitos buenos para tu salud. Así que si estás por Santiago de Compostela, no te apetece cocinar (o no puedes porque estás de paso), llámame y estaré encantada de tenerte listo tu Buddha Bowl adaptado a tus gustos.

Y si te gusta cocinar, este plato es ideal, ya que puedes añadirle casi todos los ingredientes que se te ocurran, con el que puedes hacer mil combinaciones diferentes para crear tu Buddha Bowl.

Como conclusión decir que el concepto de Buddha Bowl reúne en un único plato (más bien un bol) todo lo necesario para una comida nutritiva, equilibrada, variada y saludable.